fbpx

A raíz del suceso de Jacob Blake, volvemos a preguntarnos si el problema del racismo ha empeorado en EE.UU o si al contrario, se ha vuelto más visible.