fbpx

El aislamiento podría estar empeorando la vida de personas con peligrosos trastornos alimentarios, según reveló un nuevo estudio.